Noruega

Casi seguro que no muchos querrían perderse en un laberinto, pero quizás sabiendo que existe uno de dimensiones incalculables en el que se navega por agua salada rodeado de impresionantes acantilados como si la tierra se abriese al pasar, es probable que correr el riesgo no fuera tan mala idea.

Ese laberinto existe y se encuentra concretamente en Noruega. Los llamados fiordos noruegos son grandes laberintos y grandes regalos de la naturaleza que atraen a millones de personas de todo el mundo. Los más conocidos son quizás el Sognefjord, el Geirangerfjord y el Nærøyfjord en la costa noroeste. Estos dos últimos fueron declarados Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO formando así parte de una lista que recoge las más selectas reliquias del mundo.

En Noruega se han localizado más de mil fiordos, todos ellos únicos y sorprendentes, dignos de las mejores  fotografías de las conocidas postales de viaje. Sin embargo, no hace falta emprender un gran viaje para conocer los fiordos, de hecho haciendo una buena selección se puede  disfrutar por completo de estas perlas de la naturaleza.

Itinerario por los Fiordos Noruegos

 

Bergen

 

Puerto de Bergen
Puerto de Bergen

 

El punto de partida de esta travesía tiene que ser Bergen. Ésta es quizás la ciudad más conocida de Noruegadespués de Oslo y se puede llegar sin problema desde alguna de las grandes ciudades Europeas. Compañias como Iberia, Norwegian, KLM o SAS llegan al aeropuerto de Bergen (BGO) en unas 3 horas aproximadamente. No hay muchos vuelos directos pero con una pequeña escala en Londres o Ámsterdam también se llegaría cómodamente en unas 5 horas.

Sería recomendable pasar la noche en este emblemático lugar y así poder comenzar la travesía temprano al día siguiente. Si hay tiempo por la mañana para explorar la ciudad, frente al mar, unas casitas de colores fuertes son en realidad 61 edificios protegidos por la UNESCO que hasta el siglo XVI acogían a mercaderes del imperio alemán. Se conoce como el muelle de Bryggen. Este lugar en su época llegó a ser uno de los grandes puertos comerciales del norte de Europa.

Otras cosas que ver en Bergen:

-El funicular de Fløibanen. Un corto trayecto hasta el monte de Floyen desde el cuál se puede admirar una vista panorámica de Bergen.

-El famoso Mercado de Pescado Fisketorget. Abierto en verano se pueden encontrar excelentes pescados y mariscos del día para comprar y para quién quiera degustar.

 

Desde 90€ la noche el hotel Radisson Blu Royal **** (ver página del hotel) a pocos metros de estas casas pintorescas es el lugar perfecto para culminar este primer día de viaje. Sus habitaciones tienen un aire moderno y sofisticado digno de un hotel de cuatro estrellas y además preparan un desayuno contundente para así poder comenzar la expedición con fuerzas a la mañana siguiente. Ver otros hoteles en Bergen.

 

Voss

 

Lago de Voos
Lago de Voos

A la mañana siguiente el viaje continua hacia Voss. Para ello se puede tomar el tren NSB (the Norwegian State Railways) con duración aproximada de 1 hora y 15 minutos saliendo desde la estación de Bergen a 15 minutos del muelle de Bryggen. El precio se encuentra entre 25 y 30 euros por persona. También existe la opción de llegar en autobús o en coche.

En Voss se puede visitar la majestuosa cascada de Tvindefossen de 152 metros de longitud, la carretera de Stalheimskleiva, una de las más empinadas de todo el norte de Europa, y visitar el pequeño museo de Voss llamado Voss Folkemuseum que cuenta más historias sobre el pasado de este pequeño rincón.

Gudvangen

 

Después de un pequeño parón en Voss el viaje continua en autobús hasta Gudvangen. El trayecto dura solo unos 45 minutos y desde allí sale el ferry hacia los fiordos Noruegos.

Gudvangen, que quiere decir “El lugar de Dios cerca del agua” poco a poco se fue convirtiendo en un pequeño gran lugar que veía como año tras año mas viajeros se acercaban a la zona sorprendidos por su belleza. Ese interés trajo más barcos  logrando que después de años deshabitada por los estragos de la peste negra se convirtiera en un punto referente de Noruega.

En Gudvangen se puede aprovechar para parar a almorzar en el edificio principal del Fjordtel. Tiene capacidad para unas 250 personas y además en verano abren la terraza donde caben unas 200 personas más. Allí organizan barbacoas donde asan la comida al momento. Es famosa su carne cabra que constituye la base de muchos de sus platos. Un tercio del edificio es acristalado por lo que no se garantizan unas vistas maravillosas de los fiordos.

Nærøyfjord y Songerfjord

 

Nryfjord
Nryfjord

Desde Gudvangen existen varias opciones para conocer los fiordos.

La primera y más conocida opción es coger un ferry. Los barcos salen cada hora u hora y media y el trayecto tarda unas 2 horas y 15 minutos. El servicio se ofrece por la compañía VisitFlam (ver página web en español) todo el año y el precio es de alrededor de 85 euros para 2 personas.

El ferry sube por el Nærøyfjord donde se pueden admirar las edificaciones rocosas, la vegetación abundante, focas, peces y quizás algún mamífero terrestre. El ferry conecta Gudvangen con Flam, el siguiente punto en el viaje.

 

Nryfjord en Kayak
Nryfjord en Kayak

Para los más aventureros, la empresa Nordic Ventures ofrece tours de medio día o incluso de día entero en kayak. No se requiere experiencia propia y se navega con miembros entrenados y cualificados. Los guías cuentan además historias y pequeñas anécdotas sobre la zona y sobre la flora y fauna que se puede encontrar. Los precios por medio día son de alrededor de 85 euros adultos y 50 euros los niños.

Flåm

 

Flam
Flam
Flam

 

El trayecto en ferry finaliza en Flåm. Desde Flåm también se ofrecen distintos tours para conocer los fiordos. Otra buena opción sería adentrarse con la compañía Flam Guide Service en un safari en barca por los fiordos. Por alrededor de 65 euros por persona adulta (40 euros para niños) esta compañía ofrece un recorrido de 1 hora y media por los distintos fiordos, conociendo a su vez la impresionante cascada de Sagfossen o la montaña de Beitelen que divide el gran Sognefjord en dos partes.

Flåm es un pequeño pueblo escondido entre estas maravillosas creaciones de la naturaleza. Con menos de 400 habitantes recibe cada año alrededor de 450,000 turistas que desean conocer los fiordos.

 

Flam fiordos
Flam fiordos

 

Es un buen lugar para descansar y tomar algo para beber. En este pequeño pueblo se encuentra la famosa fábrica de cerveza Ægir. Su cerveza fue galardonada como mejor cerveza de todo Noruega durante tres años seguidos. Por menos de 30 euros por persona ofrecen una cata de 5 cervezas distintas en un lugar de lo más emblemático que recuerda a la época Vikinga.

Myrdal

 

Myrdal
Myrdal

 

El siguiente punto en el viaje sería Myrdal. Para llegar no cabe la menor duda de que hay que coger el conocido Flåm Railway. Un tren recorre este trayecto de unos 17 kilómetros con vistas panorámicas inigualables. El trayecto dura alrededor de 1 hora, recorre alrededor de 20 túneles, numerosas cascadas y todo abrazando la montaña hasta llegar Myrdal a unos 867 metros sobre el mar. El precio ronda los 40 euros por persona y lo ofrecen compañías como NSB (the Norwegian State Railways) o Visit Flåm.

Desde Flåm se puede continuar directo hasta Bergen o quizás hacer un pequeño paron en Myrdal. En Myrdal se puede pasear alrededor del lago Reinunga, subir hasta la cascada de Kjosfossen o quizás hacer senderismo por el valle.

Bergen

Es recomendable volver a pasar otra noche o quizás un par de noches otra vez en Bergen antes de continuar el viaje hacia los fiordos situados más al norte. Sería una buena opción visitar alguno de los lugares que quedaron pendientes.

Otra opción es realizar algunas compras por la zona de Vågen conocida por ofrecer ropa y complementos de diseñadores locales o caminar por calles comerciales como Strandgaten o Hollendergaten.

Para reponer fuerzas los alimentos y platos tradicionales incluyen carnes curadas como el fenalår (carne curada de pierna de cordero), el fårikål (cordero guisado con col y pimienta), el brunost (queso curado de vaca) y postres como el  multekrem (frutos del boque locales con nata).

Ålesund

 

Alesund
Alesund

La siguiente parada es Ålesund y para ello la mejor opción es coger un vuelo rápido. El trayecto de Bergen a Ålesund dura aproximadamente 45 minutos y compañias como SAS, Norwegian y la local Wideroe ofrecen este trayecto.

Ålesund a pesar de estar rodeada de numerosa vegetación, montañas nevadas en invierno y fauna propia de zonas costeras, es una ciudad bastante nueva. Debido a un gran incendio que asedió la ciudad en 1904 muchos de sus edificios son prácticamente nuevos y son conocidos por estar diseñados en el estilo Art Nouveau.

Desde aquí se inicia el trayecto hasta uno de los fiordos más importantes de Noruega, el Geirangerfjord. Para ello la primera opción consiste en viajar en autobus con la compañía NettBus hasta Geiranger. Los autobuses parten dos o tres veces durante la mañana entre los meses de junio y agosto por un precio aproximado de 50 euros por adulto y 25 euros por niño. Existen también descuentos para estudiantes y mayores. El trayecto dura un poco más de 2 horas.

La segunda opción es llegar en ferry. La compañia Hurtigruten se especializa en trayectos marítimos entre muchos de los grandes puertos de Noruega. A partir de junio ofrecen el trayecto de Ålesund a Geiranger. El trayecto dura alrededor de 3 horas y se ofrece por un precio de 140 euros para dos personas. La ventaja son las maravillosas vistas que se garantizan al navegar por aguas Noruegas.

 

Geiranger y Geirangerfjord

 

Fiordo de Geiranger
Fiordo de Geiranger

Geiranger es el pequeño pueblo el cual ha dado nombre al famoso fiordo de Geirangerfjord. La zona del norte perfectamente podría terminar constituyendo un viaje completo y de hecho muchas compañías de cruceros ofrecen travesías de entre 5 o 7 días partiendo desde Bergen y navegando hasta llegar a Ålesund y el famoso Geirangerfjord.

Como otra opción, nada más llegar de Ålesund en autobus o en ferry, es momento de descansar y planear la expedición para los próximos días.

En Geiranger existen varias opciones para el alojamiento como pueden ser pequeñas cabañas de camping que ofrecen la familia Dalen Gaard. Ofrecen varios tipos de cabañas en pleno corazón de la naturaleza para hasta 4 personas por un precio de entre 60 y 80 euros por día.

Como otra opción, el Hotel Union Geiranger construído en 1891 dispone de 197 elegantes habitaciones, 6 suites deluxe y 13 junior suites con todo tipo de comodidades. Además en las instalaciones existe restaurante de gran calidad y un SPA con las famosas saunas nórdicas. El precio ronda los 220 euros por habitación para 2 personas en temporada alta.

Geiranger gracias a la popularidad del Geirangerfjord recibe miles de turistas al año. Es un pequeño pueblo pero eso no quiere decir que no ofrezca un sinfin de actividades.

Geirangerfjord

Para conocer el Geirangerfjord es indispensable adentrarse en barco. La compañia Geiranger Fjordservice se especializa en tours y safaris por estas aguas Noruegas. Ofrecen un recorrido con guía desde mayo hasta septiembre en varias lenguas incluído el español. Su duración es de 1 hora  o 1 hora y media y el precio es de alrededor de 25 euros por adulto y 15 euros por niño. Los safaris para los más aventureros se ofrecen en grupos de hasta 12 personas y por un precio de 50 euros por persona. La guía es solo en ingles. También ofrecen tours en helicoptero y autobús.

Para por la tarde o para el día siguiénte existe la opción de alquilar una bicicleta por alrededor de 35 euros por un periodo de 3 horas. A su vez, existe la opción de conocer la galeria de arte Peer Gynt, la colección de coches veteranos en el Hotel Union o la iglesia de Geiranger del año 1842.

Ålesund

Despúes de una corta estancia en Geiranger, el viaje continua de vuelta hacia Ålesund en autobús o en ferry. Es momento de descubrir un poco esta ciudad costera que a tanta gente atrae.

Algunos sitios de interés incluyen:

-El Jugendstilsenteret o centro de Art Nouveau donde se pueden apreciar  piezas de la magnífica arquitectura de la ciudad. El edificio data del año 1905 y comenzó siendo una farmacia aunque ahora alberga exhibiciones y piezas únicas.

 

-El Monte Aksla a 418 escalones a pie ofrece una vista panorámica de la ciudad y alberga las estatuas de Kaiser Wilhelm II y Gange-Rolf, personajes históricos de Ålesund.

 

El mejor lugar para alojarse es en algún hotel del paseo maritimo como por ejemplo el conocido  Scandic Ålesund en plena centro de la ciudad. Sus habitaciones tienen vistas espectaculares de la bahía y que permiten presenciar las increíbles puestas de sol. El precio ronda los 160 euros por noche para dos personas.

Para celebrar el viaje que mejor que festejar con una cena o copa y algo de entretenimiento.  Un conocido de la zona es el Teaterfabrikken. Es una perla escóndida que no defrauda a sus clientes. En un ambiente relajado y cómico los comensales pueden disfrutar de una cena con un espectáculo de humor. Los precios varian por temporada y por el entretenimiento del día.

Oslo o Bergen

Para volver a casa hay que viajar de nuevo a Bergen u Oslo. Desde Ålesund en menos de un ahora en avión se llega a Bergen u Oslo para allí poder hacer conexión con el vuelo a casa.

Un buen souvenir de recuerdo no se debe olvidar pero seguro que nada podrá igualar las vistas y fotografías tomadas en estas maravillas tan apreciadas que ofrece la naturaleza.

 

Deja una respuesta