Mazara del Vallo

Mazara del Vallo es una hermosa población que se encuentra en la provincia de Trapani, orientada en la dirección en que se encuentra Túnez. Dada su posición sobre el mar Mediterráneo, Mazara ha sido sometida por numerosos pueblos como los fenicios, griegos, cartagineses, romanos, góticos, árabes, normandos y swevos, entre muchos otros.

A pesar de que su principal actividad económica es la pesca, hace unos años fue nombrada Ciudad del Arte, ya que son numerosos los lugares, monumentos y obras artísticas con los que cuenta. Una de las más conocidas es el Satiro Danzante, que es una estatua de bronce con forma de hombre, a la que le falta una pierna y los dos brazos, y que fue recuperada por un barco pesquero en los mares de Mazara, en el año 1998, habiendo quedado atrapada entre sus redes. La estatua ha sido fechada entre los siglos IV y III a.C. y está expuesta en el Museo del Sátiro en la Iglesia de San Egidio. Lo más llamativo de la misma son sus extraordinarios ojos de alabastro blanco, conservados perfectamente a pesar del tiempo transcurrido en el fondo de mar.

Entre los edificios religiosos que merece la pena visitar está la Catedral, de origen normando, en puro estilo barroco. Otros son la Iglesia Santa Caterina, justo detrás del ábside de la Catedral, realizada en estilo barroco; la bellísima Iglesia de San Nicolò Regale, de estilo árabe normando; la Iglesia de la Madonna delle Giummare, que es una pequeña y particular construcción de estilo árabe normando; la bellísima Iglesia de San Michele, en estilo barroco, que cuenta con unos locales destinados a hospedería; la Iglesia de San Francesco, con sus maravillosas decoraciones internas, que fue construída durante la época medieval y sucesivamente transformada en estilo barroco; y la Iglesia de Sant’Ignazio, de la que solo queda en pie su fachada en estilo barroco.
Mazara cuenta además con varios edificios civiles, que bien merecen una visita, como por ejemplo el Palazzo del Seminario Vescovile y el Palazzo Vescovile, que se hallan en la Piazza della Repubblica, la misma en la que se encuentra la Catedral. El primero presenta un estupendo pórtico de once arcos y el segundo una enorme entrada formada por cuatro columnas dóricas. En el centro de la ciudad se podrá visitar también el único resto que queda de un antiguo castillo normando, el Arco Normando, que era la puerta de entrada al mismo.

Se podrá realizar además el denominado Itinerario dei Vicoli, interesante recorrido que permite visitar estrechas callejuelas, rincones y plazas de una barriada construída por los árabes.

Muy interesantes también el área arqueológica de Roccazzo, en el que se encuentran numerosos restos de un asentamiento de la Edad de bronce, y los restos de las Villas romanas que se encuentran en la zona denominada Contrada Mirabile.
Por último, destacar también los interesantes museos con que cuenta Mazara y que permiten reconstruir partes de su historia, como por ejemplo la exposición de ánforas y reliquias encontradas en el fondo del mar, que se halla en la Iglesia de San Carlo, y la de los restos del área arqueológica de Roccazzo, que se hallan en la Iglesia de San Bartolomeo.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta