Museo de historia natural

Cada uno de los museos que encontrarás en Londres tiene la particularidad de tratar un tema diferente. Ese es el caso del Museo de Historia Natural, el cual tiene como objetivo el hablar sobre la tierra y las formas de vida que han ido evolucionando poco a poco.

Siendo uno de los museos más antiguos que encontrarás en la ciudad fue construido entre el año 1873 y 1880. En un inicio formaba parte del Museo Británico, pero posteriormente, debido a la gran cantidad de piezas expuestas se independizó al completo.

En el interior puedes encontrar una colección de más de 70 millones de objetos y especies relacionadas con el mundo natural. El edificio es una maravilla. Apenas entras te encuentras con un hall enorme en el que puedes ver grandes réplicas de animales expuestos como es el caso de un esqueleto Diplodocus y un Mastodonte.

El Museo de Historia Natural está organizado por diferentes secciones para que puedas visitar aquellas que más te gusten si no cuentas con mucho tiempo para tu visita.
Algunas de estas salas más concurridas son:

-Dinosaurios: Se pueden ver distintos tipos de esqueletos repartidos por varias salas hechos a tamaño real, con lo que comprenderás realmente la magnitud de estos animales.

-Mamíferos: Verás tanto mamíferos disecados como fósiles. Lo que más llama la atención de estas salas dedicadas a los mamíferos es que en el centro te encontrarás con una ballena azul hecha en tamaño real.

-Fuerza Interna: Este es otro apartado en donde lo que se hace es reproducir el motivo y la causa por la cual se producen los volcanes y los terremotos de forma muy recreativa para que los visitantes, sobre todo los niños puedan comprenderlo y experimentar qué se siente.

Generalmente la visita al Museo de Historia Natural suele ser una de las visitas más especiales cuando se viaja con niños ya que es un museo muy interactivo y que llama mucho la atención, con lo cual, pasarán horas viendo estas réplicas de animales.
Lo bueno es que podrías echar una tarde entera por la zona, ya que justo al lado se encuentra el edificio del Museo de la Ciencia, con lo que bien puede ser un día de visita cultural pero al mismo tiempo entretenida para todos.

Recorrer todo el museo te puede llevar cerca de 3 a 4 horas, con lo que si no cuentas con tanto tiempo, lo ideal es que vayas directamente a las salas que más te interesen. Puedes solicitar un mapa en la entrada para ubicarte.

Muchos turistas llegan aquí, no tanto por lo que pueden ver en su interior, sino por el edificio en sí, un edificio con una belleza arquitectónica única y con un hall que como dijimos antes merece ser visto al menos una vez en la vida.

Sin lugar a dudas, uno de los paseos más bonitos para realizar en familia por la interacción y lo divertido que puede ser adentrarse en la prehistoria de la naturaleza hasta el día de hoy.

  • Precio: Como sucede con la gran mayoría de los museos en Londres, su visita es completamente gratuita. Los horarios de apertura son de 10 a 17.50 horas. Es bueno que intentes evitar los gines de semana o las horas por la tarde que son las que reciben mayores visitas y puede llegar a ser un poco agobiante, sobre todo en los meses de verano.
  • Localizacion: Cromwell Rd, London SW7 5BD, Reino Unido
  • Como llegar: Para llegar al Museo de Historia Natural tienes que ir hasta la estación de metro South Kensington o utilizar los autobuses de líneas 14, 49, 70, 74, 345, 360, 414, 430 y C1.

También podría gustarte Más del autor

Deja una respuesta